EL GOBIERNO CONFIRMÓ QUE NO ESTUDIA SUBIR RETENCIONES AL MAÍZ, LA SOJA Y EL TRIGO



 Cabe recordar que el Gobierno tomó la decisión de cerrar “hasta nuevo aviso” el registro de las ventas al exterior de harina y aceites de soja. Este cierre temporario apunta a evitar que las aceiteras continúen anotando negocios.

El 30 por ciento de las exportaciones de este año corresponden al complejo sojero, que en 2021 había aportado 9.000 millones de dólares al Tesoro.

Cabe recordar que el Gobierno tomó la decisión de cerrar “hasta nuevo aviso” el registro de las ventas al exterior de harina y aceites de soja. Este cierre temporario apunta a evitar que las aceiteras continúen anotando negocios.

El 30 por ciento de las exportaciones de este año corresponden al complejo sojero, que en 2021 había aportado 9.000 millones de dólares al Tesoro.

El gobierno está abocado a evitar o mitigar el impacto inevitable de la suba de los commodities –en particular- los vinculados a la canasta básica, como lo es la harina.

En este sentido, se están analizando diversas medidas que contemplarían desde subir un par de puntos las retenciones a los productos manufacturados de soja, ampliar el monto del fideicomiso para el trigo, ampliar la cantidad de productos de Precios Cuidados, establecer precios máximos para algunos productos de primera necesidad, fijar el precio de la harina, entre otras. Aun no hay definición si se aplicaran todas estas medidas juntas o algunas de ellas.

Distintos miembros del Poder Ejecutivo están manteniendo reuniones con empresas del complejo sojero entre otros sectores para analizar un paquete “antiinflacionario”, en ese contexto es que se estima que los anuncios serian “más cerca del fin de semana”.

Desde la Casa Rosada se ocuparon de comunicarse con los gobernadores de Córdoba, Juan Schiaretti, y Santa Fe, Omar Perotti, para hacerles saber “no se piensa en subir las retenciones”, porque se insiste que eventualmente eliminar el incentivo de los dos puntos diferenciales para la harina y el aceite de soja, “no es subir las retenciones”.

Posteriormente el ministro de Economía, Martin Guzmán quien expuso ante el Senado de la Nación se refirió a los efectos de la guerra en Ucrania y en este marco descarto que se esté pensando en subir las retenciones “El objetivo es encontrar un equilibrio entre los incentivos a la producción y el impacto en la inflación interna. Dicho eso, le respondo: no se está contemplando un aumento de los derechos de exportación de los granos, del trigo, del maíz, del girasol, del poroto de soja y los demás granos”, respondió de esta manera el titular del Palacio de Hacienda ante la pregunta del senador de Entre Ríos, Alfredo De Angeli.

Afirman que el anuncio de este paquete de medidas por el impacto de la suba de las commodities no guarda relación con el tema de la aprobación del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, aunque reconocen que uno de los actores en la definición de medidas, el ministro de Economía, estuvo abocado a su presentación ante el Senado.

La situación de Ucrania preocupa al gobierno “tenemos que entender que las consecuencias económicas de la guerra ya llegaron a la Argentina". En este sentido, hay ya informes tanto del FMI como del Banco Mundial que alertan respecto a un menor crecimiento y suba de la inflación. Justamente este martes se conocerá el Indice de Precios que publica el INDEC que según estimaciones privadas se ubicaría por encima del 4% y en marzo también se prevé un valor similar.

Cabe señalar que muchas economías dependen para el suministro de alimentos dependen en gran medida de Rusia y Ucrania para los alimentos, ambos países suministran más del 75 % del trigo importado por un grupo de economías de Europa y Asia central, Medio Oriente y África.

Rusia también es una fuerza importante en el mercado de la energía y los metales: representa una cuarta parte del mercado de gas natural, el 18 % del mercado de carbón, el 14 % del mercado de platino y el 11 % del mercado de petróleo crudo.

Una fuerte caída en el suministro de estos productos básicos obstaculizaría la construcción, la industria petroquímica y el transporte.

El gobierno está abocado a evitar o mitigar el impacto inevitable de la suba de los commodities –en particular- los vinculados a la canasta básica, como lo es la harina.

En este sentido, se están analizando diversas medidas que contemplarían desde subir un par de puntos las retenciones a los productos manufacturados de soja, ampliar el monto del fideicomiso para el trigo, ampliar la cantidad de productos de Precios Cuidados, establecer precios máximos para algunos productos de primera necesidad, fijar el precio de la harina, entre otras. Aun no hay definición si se aplicaran todas estas medidas juntas o algunas de ellas.

Distintos miembros del Poder Ejecutivo están manteniendo reuniones con empresas del complejo sojero entre otros sectores para analizar un paquete “antiinflacionario”, en ese contexto es que se estima que los anuncios serian “más cerca del fin de semana”.

Desde la Casa Rosada se ocuparon de comunicarse con los gobernadores de Córdoba, Juan Schiaretti, y Santa Fe, Omar Perotti, para hacerles saber “no se piensa en subir las retenciones”, porque se insiste que eventualmente eliminar el incentivo de los dos puntos diferenciales para la harina y el aceite de soja, “no es subir las retenciones”.

Posteriormente el ministro de Economía, Martin Guzmán quien expuso ante el Senado de la Nación se refirió a los efectos de la guerra en Ucrania y en este marco descarto que se esté pensando en subir las retenciones “El objetivo es encontrar un equilibrio entre los incentivos a la producción y el impacto en la inflación interna. Dicho eso, le respondo: no se está contemplando un aumento de los derechos de exportación de los granos, del trigo, del maíz, del girasol, del poroto de soja y los demás granos”, respondió de esta manera el titular del Palacio de Hacienda ante la pregunta del senador de Entre Ríos, Alfredo De Angeli.

Afirman que el anuncio de este paquete de medidas por el impacto de la suba de las commodities no guarda relación con el tema de la aprobación del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, aunque reconocen que uno de los actores en la definición de medidas, el ministro de Economía, estuvo abocado a su presentación ante el Senado.

La situación de Ucrania preocupa al gobierno “tenemos que entender que las consecuencias económicas de la guerra ya llegaron a la Argentina". En este sentido, hay ya informes tanto del FMI como del Banco Mundial que alertan respecto a un menor crecimiento y suba de la inflación. Justamente este martes se conocerá el Indice de Precios que publica el INDEC que según estimaciones privadas se ubicaría por encima del 4% y en marzo también se prevé un valor similar.

Cabe señalar que muchas economías dependen para el suministro de alimentos dependen en gran medida de Rusia y Ucrania para los alimentos, ambos países suministran más del 75 % del trigo importado por un grupo de economías de Europa y Asia central, Medio Oriente y África.

Rusia también es una fuerza importante en el mercado de la energía y los metales: representa una cuarta parte del mercado de gas natural, el 18 % del mercado de carbón, el 14 % del mercado de platino y el 11 % del mercado de petróleo crudo.

Una fuerte caída en el suministro de estos productos básicos obstaculizaría la construcción, la industria petroquímica y el transporte.

Share this:

 
Copyright © Metropolitana 93.5 | La Autentica | Tucumán. Designed by ORUASI OddThemes | Distributed By ORUASI